Cristal de Cuarzo

El cristal de cuarzo es materia en su más alta evolución; son sólidos, transparentes y refractan la luz del espectro. Cuanto más perfecto es un cristal de cuarzo, mayor es su energía puesto que sus átomos están perfectamente ordenados.

El nivel vibratorio de los cristales de cuarzo aumenta los iones negativos, que son beneficiosos para el organismo y la salud en general.

El contacto, imposición o presencia de estos cristales ayuda a mantener la salud tanto a nivel físico, emocional o mental.

Los seres humanos tenemos sílice en nuestro organismo, es decir, cuarzo; en los neurotransmisores y en los espacios intersticiales del cerebro. También tenemos SiO2 (sílice, cuarzo) en todo el tracto del corriente sanguíneo, por donde van nuestras células inmunológicas, por esto es evidente que los cuarzo refuerzan la capacidad de autosanación.

Una enfermedad, preocupación, estado de cansancio, emoción o pensamiento negativo es una energía en desequilibrio, muchos iones positivos están sobre-saturando nuestro aura o campo magnético.

La capacidad de emitir una vibración constante, y por lo tanto, energéticamente armonizadora que posee el cuarzo, va a contribuir en la mejora, equilibrio y, en ocasiones, sanación de todo este tipo de disfunciones, permitiendo que la energía en estado de bloqueo y causante del desequilibrio se libere, re-califique y armonice.

Fuente “Cristales de Sanación” de Nina Llinares

Visita nuestra sección de Artesanía Energética

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.