La herramienta astrológica

La carta natal como herramienta astrológica.

La carta natal es nuestro manual de uso para la vida. No venía dentro de una caja, sino que estaba escrito en el cielo.

Hay quien viene con una intuición muy afinada, se deja guiar por ella y puede desarrollar todo su potencial sin necesidad de indicaciones. Como estos niños que son capaces de poner su canal preferido en una televisión recién comprada, mientras su padre lee el libro de instrucciones.

Y hay quien va dando tumbos por la vida buscando encontrar aquello que le de sentido. Porque al fin y al cabo la vida te lleva hacia tu potencial, pero, o afinamos los sentidos o aprendemos a llevar el vehículo.

La astrología psicológica nos ayuda a reconocernos y vivir más en armonía con el mundo que nos rodea. No se trata de cambiarnos, sino de llevar lo que somos a la excelencia.

Una vez que nos vamos conociendo, vamos dejando de luchar por ser lo que la sociedad pide de nosotros y nos centramos en llevar una vida más acorde con quien vinimos a Ser.

Aún así, hay niveles. Primero aprendemos a vivir en nuestro entorno más cercano, después a interactuar con la sociedad y más tarde a vivir desde nuestra esencia a pesar de lo anterior. Cada etapa estimula las habilidades que necesitaremos para las siguientes.

Conocerse es una tarea de por vida, sea intuitivamente, dando bandazos u observando nuestra carta. El nivel de profundidad no tiene límites y depende de nuestra evolución o aprovechamiento de cada ciclo.

Así de reflexiva e inspirada me he quedado después de mi clase semanal en Cosmograma. Espero que una vez finalizado el curso pueda ser de utilidad con esta herramienta a las personas lo necesiten.

Mientras tanto te dejo dos propuestas

Si te interesa la astrología puedes ver los vídeos que todo el equipo de Cosmograma está subiendo a Youtube sobre los distintos aspectos de la misma.

Y si deseas reconectar contigo desde una vertiente más energética, te propongo que pruebes la Técnica Metamórfica o el Reiki. Encontrar momentos de relajación y serenidad son necesarios en este mundo veloz en el que vivimos.

El día que la ciencia pueda dar cuenta de cómo funciona el fenómeno astrológico será un gran día para la ciencia. Andrés Zuzunaga

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *